fimosis

Fimosis: ¿En qué consiste y cómo se trata?

Existen múltiples motivos, emocionales y físicos que pueden interponerse en nuestra calidad de vida, por ejemplo, el desempeño de las relaciones sexuales, y que esto, tenga implicaciones en nuestras relaciones afectivas o autoestima. Uno de los casos más frecuentes es la fimosis.

El Dr. Pere Gascón, nos explica, en la Unidad de Urología y Sexualidad Integrativa de Clínica Omega Zeta, expertos en medicina integrativa en Barcelona, en qué consiste la fimosis, sus causas, síntomas, diagnóstico y tratamiento.

¿Qué es la fimosis?

Del griego phimós (hocico), la fimosis hace referencia al hecho de que el orificio del prepucio sea tan estrecho que no deje pasar el glande del pene.

Al nacer, el prepucio está fusionado con el glande, pero estos se separan a medida que el varón crece esta unión va desapareciendo, pero si hacia los 13 años no es posible su separación, hablaríamos de que existe fimosis.

Si se da desde la infancia se conoce como congénita, y si se da por otras causas, secundaria o adquirida.

Asimismo, puede ser parcial o total.

¿Cuáles son los síntomas de la fimosis?

El principal síntoma, y también más apreciable, es el visible estrechamiento del prepucio y la incapacidad para retraerlo. La fimosis también puede comportar dolor durante la micción, y el coito, e infecciones de orina o en esta zona.

¿Cuáles son las causas de la fimosis?

Como hemos avanzado, la fimosis puede desarrollarse de manera congénita, al no poderse separar el glande del prepucio, al ser la punta del prepucio demasiado estrecha para dejar pasar el glande, o ser el frenillo del pene demasiado corto para permitir la retracción.

Por otra parte, la fimosis también puede aparecer por causa sobrevenida. Algunas causas secundarias de la fimosis pueden ser las siguientes:

Balanitis

Se trata de una condición cutánea que causa un anillo de color blanquecino formado por tejido endurecido que se ubica cerca de la punta del prepucio. Al no contar con elasticidad, este tejido dificulta la retracción.

Diabetes no tratada e inmunosupresores

Los diabéticos no tratados y aquellos con problemas del sistema inmune (como por ejemplo los usuarios de quimioterapia), tienen mayor riesgo de padecer infecciones que puedan concluir en fimosis.

Inflamaciones por traumatismos

Además de por infecciones, la fimosis puede darse por una inflamación debida a un traumatismo, que puede ser debido a un cateterismo repetido, la retracción del prepucio de forma forzosa (por ejemplo, cuando el varón es bebé al ser lavado por los padres), un traumatismo directo, actos sexuales violentos o manipulaciones urológicas.

¿Cómo es el diagnóstico y el tratamiento de la fimosis?

Debido a que se trata de una patología muy visible, el diagnóstico de la fimosis es clínico, no es necesario realizar pruebas de diagnóstico por imágenes o exámenes de laboratorio, siempre y cuando no se sospeche de otra posible dolencia.

En cuanto al tratamiento, existen opciones quirúrgicas y no quirúrgicas.

Las opciones quirúrgicas son la prepucioplastia, la frenectomía (o frenuloplastia) y la circuncisión.

La prepucioplastia consiste en realizar una pequeña incisión a lo largo de la banda de constricción, mientras que la frenectomía se basa en realizar una incisión a lo largo de la longitud inferior del prepucio.

La circuncisión, por su parte, es el principal tratamiento quirúrgico de la fimosis y consiste en la extirpación total o parcial del prepucio para que el glande pueda pasar a través de él.

En cuanto al tratamiento no quirúrgico, este se basa en estiramientos, de manera manual, mediante ejercicios, o al uso de dispositivos que dilatan los tejidos del prepucio.

Estos tratamientos tienen la ventaja de conseguir el objetivo planteado sin tener que pasar por cirugía, con los riesgos y posibles efectos que ello conlleva.

Si precisáis de mayor información acerca de cómo mantener vuestra salud correctamente, os invitamos a seguir los artículos de nuestro blog, consultar nuestras áreas terapéuticas, o poneros en contacto con nosotros sin compromiso.

El Prof. Pere Gascón es en la actualidad Director del Laboratorio de Oncología Molecular y Translacional y, Consultor senior del Departamento de Hematología-Oncología en el Hospital Clínic de Barcelona. Está certificado por la American Board of Internal Medicine en Medicina Interna, Hematología y Oncología Médica.Se formó en la New York University Medical Center (New York), en los National Institutes of Health (NIH-Bethesda), y en laWashington University (St. Louis). Actualmente es oncólogo y Director médico de la Clínica Omega Zeta. En 1995 recibe el Laureate Award por la American College of Physicians.En 1998 es elegido entre The Best Doctors in America.
Dr. Pere Gascon

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.