urticaria a frigore

Urticaria a frigore: ¿Qué es y por qué se produce?

Hay personas a las que el frío les gusta más y otras que prefieren el calor. La temperatura es una cuestión muy subjetiva, y aunque el frío puede tener diversos efectos en la salud (tanto positivos como negativos), a algunas personas les afecta de manera especial, como a las personas que padecen urticaria a frigore.

La Dra. Cristina Zemba nos explica, en la Unidad de Dermatología de Clínica Omega Zeta, experta en medicina integrativa en Barcelona, en qué consiste este tipo de urticaria, sus síntomas, diagnóstico y tratamiento.

¿Qué es la urticaria a frigore y cuál es su causa?

Como su nombre indica (frigore, del latín, frío), la urticaria a frigore, también conocida como alergia al frío, es un tipo de urticaria que se produce tras la exposición al frío (tanto por contacto con superficies frías, como por consumo de alimentos o bebidas frías, baños fríos etc.).

Este tipo de urticaria, se trata de un tipo crónico y es muy frecuente en personas menores de 30 años.

Aunque no se conocen los mecanismos fisiopatológicos que generan esta urticaria, se observa un cierto factor hereditario, y sobre todo, la presencia de anticuerpos IgE ante el frío.

¿Qué tipos de urticaria a frigore existen?

Dependiendo de en las zonas en que aparezca la urticaria (lesiones en forma de roncha, con eritema que causan picor), y el tiempo en que se den tras el contacto con el frío encontramos los siguientes tipos:

  • Refleja: Se da de manera generalizada por todo el cuerpo y suele responder a que se ha estado expuesto a frío sin estar bien tapado.
  • Localizada: Se da únicamente en la parte que ha tenido contacto con el frío.
  • Localizada refleja: Aparece alrededor de la zona que ha tenido contacto con el frío, pero no en ella.
  • Retardada: Generalmente, las lesiones aparecen de 10 a 30 minutos tras el contacto. En este caso, aparecen entre 3 y 24 horas después.

¿Cuáles son sus síntomas y efectos?

Las principales señales de la urticaria a frigore es la aparición de ronchas que pican mucho. Sin embargo, debido a que se trata de una reacción de tipo alérgico, pueden darse síntomas más graves tales como:

  • Fiebre.
  • Malestar general.
  • Dolor de cabeza, abdominal y/o de articulaciones.
  • Reacción anafiláctica (si afecta a la glotis y tráquea) que puede llegar a generar un atragantamiento.

Diagnóstico, tratamiento y prevención

El diagnóstico de esta urticaria es muy sencillo, y se basa en el denominado “test del cubito de hielo”. Éste consiste en poner un cubito de hielo en un plástico y colocarlo durante unos minutos en la piel y esperar si sale una reacción.

También puede comprobarse introduciendo el antebrazo en agua fría (entre 5 y 10º).

El tratamiento se basa en antihistamínicos y en casos más graves, en corticoides. En el caso de que exista una reacción anafiláctica es necesario que se trate con una inyección de adrenalina a la mayor brevedad.

Estos tratamientos sirven para controlar y mejorar los síntomas, pero no consiguen que la urticaria deje de aparecer en futuros brotes. Por ello, otro tratamiento es aumentar la tolerancia al frío de forma gradual, siempre en un entorno hospitalario con los fármacos adecuados.

Finalmente, la forma de prevenir esta urticaria es evitar el frío, tanto abrigándose bien como evitando el agua fría o los alimentos a bajas temperaturas. Si precisáis de mayor información acerca de cómo cuidar vuestra salud correctamente, os invitamos a seguir los artículos de nuestro blog, consultar nuestras áreas terapéuticas, o poneros en contacto con nosotros sin compromiso.

Dermatología Integrativa. Microinmunoterapia. Micronutrición. Medicina genómica. en Clínica Omega Zeta
Especialista en Dermatología y Venereología, otorgado por la Universidad de Buenos Aires en 1989, y homologado por el Ministerio de Educación y Ciencia de Madrid en el año 1991.

La especialidad se realizó en régimen de Residencia Médica, constando de un examen inicial de selección y 4 años de residencia médica, a los que se agregan 2 más en el mismo hospital con cargo de Jefe de Residentes e Instructor de Residentes.
Dra. Cristina Zemba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.