acabar con la fatiga

Acabar con la fatiga

Sentirse débil y sin ganas desde primera hora del día, incluso habiendo dormido suficientes horas, puede tener consecuencias no sólo en nuestras actividades, sino en nuestro estado de ánimo. ¿Por qué aparece esta fatiga y qué podemos hacer?

La fatiga es uno de los conceptos más difíciles de definir al ser subjetivo ya que cada persona tienen su propia sensación de cansancio. Aunque es un problema muy frecuente asociado a la falta de sueño, o al esfuerzo físico o mental, también existen otro tipo de causantes orgánicos que generan una fatiga constante, e incluso la cronifican. Esto puede ocasionar que la fatiga aparezca sola o acompañada de otros síntomas que reflejen un problema de salud.

Causas de la fatiga

– Anemia. El déficit de hierro, o la disminución de la cantidad de proteína que transportan los glóbulos rojos en la sangre, provoca cansancio. Esto suele aparecer de forma más frecuente en mujeres, especialmente si tienen reglas abundantes y duraderas, durante el embarazo, o por problemas intestinales (enfermedad celiaca, úlceras, pólipos…).

– Infecciones. Es normal que, tras un proceso infeccioso, podamos estar cansados por el desgaste del organismo y defensas para combatir la infección. De igual modo, la fatiga también puede ser una manifestación inicial de la aparición de un proceso, especialmente en los virus.

– Diabetes. La diabetes o azúcar en la sangre es otra enfermedad que puede producir fatiga, así como otros síntomas asociados como el aumento de la sensación de hambre y de sed.

– Hormonas tiroideas. Tanto en el caso de un déficit de hormonas tiroideas (hipotiroidismo) o un exceso de éstas (hipertiroidismo) la fatiga es constante.

– Estrés emocional o depresión: Aquellos que sufren este mal, suelen cansarse con facilidad y sentirse decaídos.

– Fatiga crónica. Se trata de un síndrome que causa fatiga constante sin causa aparente, acompañado de dolores musculares o dificultad para concentrarse, entre otros.

– Medicamentos. La fatiga puede ser un efecto secundario de varios medicamentos, como los antidepresivos, antihistamínicos, diuréticos o aquellos que bajen la presión arterial.

– Trastornos del sueño. Cualquier trastorno del sueño que impida un buen descanso, puede ser la causa del cansancio. Esto suele venir acompañado de somnolencia durante el día.

– Otras causas. Fibromialgia, insuficiencia venosa, enfermedades autoinmunes, tensión arterial baja, etc.

¿Se puede acabar con la fatiga?

Si la fatiga es constante, es importante visitar a un especialista que examine el caso y recomiende que pasos se debe seguir para la recuperación de la normalidad. Además de esto, y como forma preventiva o si la fatiga aparece en determinadas situaciones (como puede ser durante el cambio de estaciones o al despertarnos por la mañana), podemos llevar a cabo diversas pautas que incrementarán nuestro bienestar y reducirán esta sensación.

– Lo más importante es llevar un estilo de vida saludable que dieta (baja en grasas y azúcares), ejercicio y descanso.

– Vitaminas y minerales. Optar por alimentos ricos en estos nutrientes, necesarios para un correcto funcionamiento del organismo. Si algo impide que sean absorbidos o se necesita un aporte extra, los suplementos naturales son una buena opción para restaurar las carencias.

– Si no se está acostumbrado a hacer ejercicio, se puede comenzar por un paseo durante las tardes que relaje el cuerpo y la mente de las tensiones diarias.

– Realizar estiramientos al despertarse para estimular la circulación y activar el cuerpo.

– Practicar ejercicios de respiración por las noches y en aquellos momentos del día en los que la tensión pueda aparecer.

– Respetar los horarios regulares, especialmente aquellos relacionados con el descanso, adquiriendo rutinas que establezcan la hora de irse a dormir.

El Prof. Pere Gascón es en la actualidad Director del Laboratorio de Oncología Molecular y Translacional y, Consultor senior del Departamento de Hematología-Oncología en el Hospital Clínic de Barcelona. Está certificado por la American Board of Internal Medicine en Medicina Interna, Hematología y Oncología Médica.Se formó en la New York University Medical Center (New York), en los National Institutes of Health (NIH-Bethesda), y en laWashington University (St. Louis). Actualmente es oncólogo y Director médico de la Clínica Omega Zeta. En 1995 recibe el Laureate Award por la American College of Physicians.En 1998 es elegido entre The Best Doctors in America.
Dr. Pere Gascon

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.