retención de líquidos

Retención de líquidos: Causas, efectos, tratamiento y prevención

Un problema frecuente, pero molesto y al que quizás no se le dé la importancia que merece, es la retención de líquidos. Esto se puede producir por diversos motivos y más en unas épocas que en otras.

La Dra. Marta González-Corró nos explica, en la Unidad de Endocrinología y Nutrición de Clínica Omega Zeta, experta en medicina integrativa en Barcelona, qué es la retención de líquidos, por qué se produce, qué síntomas genera y qué efectos tiene, cómo tratarla y prevenirla.

¿Qué es la retención de líquidos y por qué se produce?

La retención de líquidos, también denominada edema, consiste en un excesivo aumento de volumen de líquidos en los tejidos. Los líquidos se acumulan bajo la piel, causando hinchazón.

Las zonas más frecuentes en que se produce la retención de líquidos es en los pies, las piernas, las manos, los brazos, la cara y el abdomen (en este caso se denomina ascitis).

Existen diversas causas por las que se puede dar un edema, tales como:

  • Problemas de funcionamiento de los sistemas circulatorio, renal o hepático.
  • Cáncer, especialmente de riñón, de hígado y de ovario.
  • Quimioterapia.
  • Inactividad, produciendo edemas sobre todo en piernas y pies.
  • Bajos niveles de proteína en la sangre debido a una nutrición deficiente.
  • Consumo de ciertos fármacos como aquellos para la presión arterial, los antiinflamatorios como el ibuprofeno o el naproxeno, los medicamentos de terapia hormonal o los corticoesteroides.
  • Embarazo.

¿Qué síntomas produce?

Los principales signos de la retención de líquidos son los siguientes:

  • Hinchazón e inflamación.
  • Aumento de peso sin razón aparente y de forma repentina.
  • Aumento del perímetro abdominal.
  • Presencia de fóvea (cuando se hace una presión con el dedo en la piel, el hundimiento permanece por unos instantes). No se da en casos de edemas graves.
  • Sensación de que la roja se ajusta demasiado.
  • Menor flexibilidad articular.
  • Piel brillante y tensa.
  • Reducción de la orina.
  • Sensación de pesadez.

¿Qué efectos genera?

Las personas con retención de líquidos pueden sentirse incómodas, hinchadas y acomplejadas por su aspecto. También pueden reducir su actividad debido a la menor flexibilidad y la hinchazón, por ejemplo, en las piernas.

¿Cómo se diagnostica y trata?

El diagnóstico de la retención de líquidos se basa principalmente en un examen físico, por ejemplo, apreciando si existe fóvea, así como una valoración del historial clínico y la sintomatología referida.

Asimismo, es posible que el diagnóstico se complete mediante la realización de análisis de sangre y orina, así como radiografías.

En lo referente al tratamiento, éste consiste sobre todo en un tratamiento dietético bajo en sodio.

En este sentido, se deberá evitar agregar sal a las comidas, ya que la sal retiene más líquido, y condimentar los alimentos con hierbas, especias, limón, ajo, orégano, pimienta, aceite aromatizado o vinagre.

Además, la mayoría de la sal que consumimos se halla en los alimentos, por lo que deberemos optar por alimentos naturales y frescos, como frutas, legumbres, frutas, pescado y carne fresca.

¿Cómo podemos prevenir la retención de líquidos?

Para prevenir la retención de líquidos, por lo tanto, es muy importante llevar a cabo una dieta baja en sal como la dieta DASH y realizar ejercicio físico moderado y regular para evitar el sedentarismo.

Si precisáis de mayor información acerca de cómo cuidar vuestra salud correctamente, os invitamos a seguir los artículos de nuestro blog, consultar nuestras áreas terapéuticas, o poneros en contacto con nosotros sin compromiso.

Nacida en Barcelona, la Dra. Marta González–Corró es licenciada en Medicina y Cirugía General por la Universidad de Barcelona. Cuenta con un máster en Nutrición y Alimentación por la Universidad de Barcelona, es terapeuta PraNeoHom por el Instituto PraNeoHom en Barcelona y está postgraduada en Psiconeuroinmunoendocrinología y Nutrición Ortomolecular por la Universidad de Barcelona.

También cuenta con formación en Nutrición Clínica Vegetariana y Nutrición Deportiva Vegana por el Instituto de Ciencias de nutrición y Salud (ICNS).

Es Coach certificada por la EEC (Escuela Europea de Coaching) y por la CEFOC (Centro Europeo de Formación en Coaching Estructural) y Didacta de PNL (programación neurolinguistica) por la AEPNL, además de creadora del Master en PNL y Salud del Institut Gestalt de Barcelona.

Actualmente, trabaja como médico integrativo en la Clínica Omega Zeta.
Dra. Marta González

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.