Coaching nutricional

Coaching nutricional: Así mejorará tus hábitos

Cada vez más personas valoran más los efectos del coaching o entrenamiento para el alcance de sus metas. Ante esta demanda, más allá del coaching empresarial o el de rendimiento físico, aparece también el Coaching Nutricional.

Nuestra experta, la Dra. Marta González-Corró, de la unidad de nutrición integrativa y coaching nutricional, nos explica en este artículo en qué consiste este tipo de tratamiento y cuáles son sus beneficios.

¿Qué es el coaching nutricional?

De igual forma que los otros tipos de coaching, el coaching nutricional es un tipo de entrenamiento cuyo objetivo es conseguir llevar una vida más saludable y con mejor calidad de vida.

El ritmo de vida frenético hace que frecuente adoptar buenos hábitos y mantenerlos de forma permanente o a largo plazo se vuelva complicado. Además, cada cuerpo es diferente y con distintas necesidades, por lo que no todo el mundo puede actuar de la misma manera.

¿Qué diferencias existen entre el rol del dietista o nutricionista y el del experto en coaching nutricional?

Para iniciar adecuadamente nuestro proceso, el papel del dietista y del nutricionista es imprescindible, ya que ellos son los encargados de elaborar y planificar una dieta adecuada mediante criterios médicos.

Por otra parte, el coach nutricional, si bien no se encarga de esto aporta otros beneficios indispensables.

El coach nutricional se encarga de la parte psicológica y emocional del paciente, asesorándolo e identificando los aspectos que debe modificar.

Así mismo, analiza los miedos, limitaciones y obstáculos que se presentan y que dificultan la realización de la meta, sea cuál sea su índole. Tras identificarlos,  trabaja para ayudar al usuario a afrontarlos, planeando acciones concretas.

En conclusión, es el encargado de velar porque la persona cumpla con éxito el proceso y no abandone.

¿En qué nos ayuda el coaching nutricional?

Entre otros, el apoyo de un experto en coaching nutricional supone los siguientes beneficios:

Creación de hábitos saludables y conciencia y compromiso con ellos.

Nuestro coach asentará la base de nuestras acciones y nos ayudará a seguirlos cada vez con menor dificultad.

Búsqueda de una motivación y mejora de nuestra fuerza de voluntad y energía.

Seguir una dieta nos puede desesperar un poco si no vemos los resultados rápidamente y nos hará abandonar rápidamente, acabando con todo lo conseguido con esfuerzo. El coach no dejará que nos apartemos de la meta final, nos la recordará y sacará todo nuestro impulso.

Autoconocimiento e identificación de nuestras limitaciones y fortalezas, así como de acciones de mejora.

Muchas veces no sabemos el porqué tenemos unos hábitos y no otros, ni en lo que podemos ser buenos, ni qué es en lo que tenemos más dificultades. El coach verá esto mucho antes que nosotros y nos abrirá los ojos para ser más efectivos.

Capacidad de distinción entre el hambre real o física, el hambre mental y el hambre emocional.

A veces, no comemos para saciar una necesidad física, si no que comemos por ansiedad o porque creemos que debemos ingerir algo que es beneficioso para nosotros. No todas las hambres son iguales y no identificarlas no ayuda a nuestros hábitos.

Conocimiento sobre cómo nutrirnos a todos los niveles (no solo en el referente a la alimentación).

Relacionado con el punto anterior, no nos nutrimos únicamente mediante los alimentos. A parte de nuestra parte física, debemos nutrirnos emocional, intelectual y espiritualmente.

Mantenimiento de nuestros propósitos una vez alcanzados.

Hemos conseguido nuestro propósito, hemos perdido peso o hemos mejorado algún aspecto de nuestra salud. Sin embargo, tras esto, dejamos de trabajar para mantenerlo, descuidamos nuestras acciones y volvemos al inicio. El coach n también te enseñará a que también nosotros acabemos incorporando esa responsabilidad.

Mejora de la autoestima, la gestión emocional y la comunicación.

Nuestro coach nutricional actuará como un mentor y confidente en muchos casos. Conocerá y escuchará nuestras dudas, limitaciones e inseguridades y nos acompañará en un proceso a veces difícil, estando presente en situaciones de gran carga emocional. Esto nos ayudará a podernos expresar sin miedo, gestionar nuestras emociones y mejorar nuestra autoestima.

Si estás interesado en el coaching nutricional o necesitas más información, no dudes en contactarnos.

Dra. Marta González
Últimas entradas de Dra. Marta González (ver todo)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *